Robo y extorsión, pan de cada día en Venustiano Carranza

Es bien sabido por todos que el crimen organizado ha diversificado sus actividades para hacerse de mayores recursos económicos, pero cuando uno vive de cerca el modus operandi de alguna de las células delictivas de los carteles que han asentado sus reales en esta ciudad, es verdaderamente alarmante.

Por Marco Antonio Olvera.

LA COLUMNA DE OLVERA

México.- Es bien sabido por todos que el crimen organizado ha diversificado sus actividades para hacerse de mayores recursos económicos, pero cuando uno vive de cerca el modus operandi de alguna de las células delictivas de los carteles que han asentado sus reales en esta ciudad, es verdaderamente alarmante.

La intimidación, la agresión física o verbal, así como la amenaza de un secuestro, incendio de su negocio o la advertencia de que sus familiares sufrirán las consecuencias si no pagan la cuota de derecho de piso, son las principales angustias que viven los comerciantes del perímetro de la alcaldía Venustiano Carranza, sin que las autoridades puedan brindar la protección necesaria a las personas afectadas por este fenómeno social delictivo.

Al observar esta situación uno se pregunta cómo pueden vivir así algunos comerciantes y la respuesta que dan los locatarios es simple y a la vez escalofriante: “es necesario sobrevivir para mantener a nuestras familias”.

Muchas de estas personas sacrifican parte de sus ganancias con tal de que los dejen trabajar tranquilos y obviamente no se refieren a las autoridades, sino a los “malandros” que poco a poco se han extendido en las colonias Jardín Balbuena, Moctezuma, la Puebla y el mercado de Jamaica, entre otras.

“De qué sirvió que el alcalde de la Venustiano Carranza, Julio César Moreno, fuera uno de los primeros en solicitar la presencia de la Guardia Nacional para cuidarnos, si nos extorsionan y nos roban a plena luz del día”, manifestaron varios comerciantes de estos lugares, quienes también se quejaron por la falta de pronta respuesta que debe dar la policía capitalina al llamado de auxilio de la ciudadanía.

Denunciaron que cuando solicitan la intervención de la fuerza pública o de una ambulancia, los representantes de la ley llegan 20 minutos, o más, después de haberse emitido la llamada de auxilio; ahora bien, cuando se pide una ambulancia esta ni llega, pero eso sí, a las personas que la pidieron les dan hasta el número de la unidad que vendrá a ayudarlos.

Robo y extorsión, pan de cada día en Venustiano Carranza | Opinión

Ni que decir del dineral que se gastaron en colar 300 cámaras, a fin de vigilar los 122 mil hogares existentes en esa demarcación, las cuales muchas de ellas sirven a medias, puesto que sólo funcionan dos tres de las ocho en promedio instaladas en algunas de las calles y cuando las reporta uno de que no todas sirven, envían a los técnicos de la empresa que las colocó, quienes se concretan a decir que es demasiada la carga para un solo monitor o dispositivo a las que están conectadas.

Pero esto no es lo grave, ya que cuando un comerciante denuncia que es extorsionado por un grupo criminal, la policía se sale por la tangente y trata de calmar a los locatarios diciéndoles que seguramente son ciertas personas que quieren hacerse de dinero fácil amedrentando a los negocios, pues en la Alcaldía Venustiano Carranza no hay grupos criminales como tal.

Esta respuesta sólo provoca enojo y desconfianza entre los comerciantes y habitantes de la zona, pues se preguntan por qué quieren tapar el sol con un dedo, si saben que ya han sido rebasados por los criminales.

“Por eso no denunciamos, porque no hacen nada para protegernos y prueba de ello es que seguimos pagando la cuota que nos imponen los criminales o sufriendo asaltos a toda hora del día”, manifestaron los entrevistados, quienes por obvias razones prefirieron el anonimato.

De unos días para acá, continuaron, no sólo nos asaltan a nosotros, sino también a nuestros clientes, en su mayoría de la tercera edad, a quienes le quitan la mercancía comprada, el dinero y demás pertenencias de valor, como sucede en el cruce de las calles de Genaro García y Fernando Iglesias y Calderón, en la Jardín Balbuena, por donde transitan muchas personas que vienen de los bancos, ubicados en la avenida Fray Servando y Teresa de Mier, las cuales, usted ya adivinó, son robadas de igual forma.

Bien estaría que el alcalde Julio César Moreno se abocará más a cumplir con uno de sus principales compromisos asumidos, como es el de brindar mayor seguridad a los 500 mil habitantes de la Venustiano Carranza, en lugar de andar presumiendo cifras de combate a esta problemática, que no checan con la realidad que se vive.

Las personas que viven en las 80 colonia de esa zona y en particular, sus comerciantes están a merced de la delincuencia y nadie hace nada por ayudarlos, ni las autoridades de la alcaldía y mucho menos el gobierno capitalino.

admin

Next Post

Emilio Lozoya fue detenido en España, confirma Gertz Manero

Mié Feb 12 , 2020
El titular de la Fiscalía General de la República (FGR), Alejandro Gertz Manero confirmó la detención del exdirector de Pemex, Emilio Lozoya Austín, en Málaga, España.
A %d blogueros les gusta esto: